Objetivos de un proyecto de apicultura

Rate this post

Objetivos de un proyecto de apicultura, Un proyecto apícola se basa en promover la expansión del conocimiento sobre las abejas y la disciplina de la apicultura, mediante levantamiento de información, propaganda y adiestramiento, que contribuyan a su protección y conservación, para así incrementar el conocimiento de las abejas y la cultura de las mismas.

Y del mismo modo optimizar el nivel de apicultura entre los apicultores principiantes, contribuyendo al estudio de contenidos concernientes y aptos para la apicultura, a la par fomentando el análisis inteligente y el buen mando hábil de las abejas.

Objetivos de un proyecto de apicultura.

Objetivos de un proyecto de apicultura

Según sea el tema principal del proyecto los objetivos variarán. Tales objetivos parten de para que se quiere hacer apicultura y que se quiere lograr con el proyecto. Si es para la obtención de miel, para la polinización de flores, o si es para la producción y venta de colonias.

Una vez establecido eso, será mucho más fácil reunir los conocimientos y habilidades requeridos. Algunos apicultores tienen objetivos para sus colonias de abejas melíferas tales como:

Asegurar las poblaciones de abejas adultas para mantenerlas  grandes y sanas, que concuerden con los primeros flujos de néctar, utilizar esas mismas colonias bien cuidadas de abejas, para llevar a cabo mejor el plan de gestión de apicultura y así maximizar la recolección de néctar, es decir, para maximizar la producción de miel y proporcionar servicios de polinización para cultivos alimentarios no sólo a nivel local, sino global si existe la posibilidad.

Mientras que otros apicultores se planten objetivos como: criar las abejas como ganado para su venta e importación a otros apicultores. Así como también producir otras sustancias de abejas, incluyendo polen de abeja, propóleos y jalea real.

Tomando en cuento lo diferentes que pueden llegar a ser estos objetivos, a continuación fueron divididos en alimentarios, ecológicos, benefactores e informativos.

Alimentarios.

  • La observación de las abejas melíferas sanas capaces de proporcionar servicios de polinización de cultivos para la producción de alimentos en un ecosistema saludable. Esto es para garantizar la entrega de servicios de polinización esenciales que son cruciales para la producción óptima de cultivos para la seguridad alimentaria mundial.

 

  • Obtención y consumismo de los productos que las abejas son capaces de elaborar y los apicultores recolectar. El principal producto que se obtiene de esta actividad es la miel. La miel es un factor muy beneficioso y saludable para los humanos.

 

  • Facilitar y permitir la investigación estratégica de la apicultura, la educación y la conciencia pública que mejore la viabilidad de la industria, la polinización y la seguridad alimentaria.

 

  • Aprovechar la conciencia pública sobre el papel y el valor de las abejas melíferas para la seguridad alimentaria.

 

Ecológicos.

  • Promover la formación de grupos para la preservación de abejas.

 

  • Contribuir con las abejas a la recuperación de ecosistemas degradados por el hombre a través de los años.

 

  • Fomentar las manifestaciones culturales y artísticas relacionadas con la preservación del ambiente para las abejas o la apicultura.

 

  • Ayudar a promover áreas de conservación en todo el mundo, específicas para la conservación de las abejas.

 

  • Proteger la flora de miel, polen y los intereses de los apicultores en todo el mundo.

 

  • Salvar a las abejas de la extinción, ya que éstas son una de las especies que se halla en peligro de extinción a nivel global, esto a causa de las acciones humanas habituales. La utilización de químicos, pesticidas y repelentes para la producción agrícola. En tal sentido la contaminación y calentamiento global son sólo unos de los factores que amenazan y ponen en riesgo la vida de esta especie.

 

  • Reconocer la importancia de preservar los recursos naturales.

 

Benefactores.

  • Brindar asesoramiento, supervisión y asistencia a los principiantes que deseen instruirse en el área apícola.

 

  • Organizar conferencias, debates, demostraciones y días de campo para el beneficio de los aspirantes a apicultores.

 

  • Ayudar a las personas que deseen convertirse en apicultores en la adquisición de material y literatura apícola adecuada mediante compra o préstamo.

 

  • Buscar y ayudar a personas que estén interesadas y calificadas para llevar a cabo trabajos de investigación sobre las abejas y la cultura de las abejas y para organizar la asistencia en el reconocimiento, control y tratamiento de enfermedades que afectan a las abejas.

 

  • Establecer un enlace entre apicultores con el fin de establecer grupos de mejora de abejas.

 

  • Aconsejar y alentar a los apicultores a promover sus metas.

 

  • Apoyar actividades de investigación, desarrollo y extensión que mejorarán la eficacia de la polinización de abejas melíferas en cultivos alimentarios dependientes.

 

  • Llevar a los apicultores a las pequeñas colonias para el invierno, que luego pueden venderse a los principiantes en la temporada primaveral. Aunque esto supone más trabajo que importar reinas en la primavera, pero es una forma más sostenible para la apicultura.

 

  • Reconocer el papel esencial que juegan los apicultores en el manejo de las abejas sanas a través de todas las adversidades.

 

  • Conectar personas integrales a la causa para trabajar hacia la seguridad de las abejas para el futuro.

 

  • Involucrarse siempre en el proyecto con equidad, respeto, integridad y profesionalismo.

 

  • Alentar el intercambio de conocimientos, la apertura y el compromiso entre los apicultores experimentados y los apicultores amateur.

 

  • Reconocer el importante papel que juegan otros polinizadores.

 

Informativos.

  • Adquirir el conocimiento crítico de los flujos locales de néctar, ya que esto le dirá al apicultor cuáles cultivos proporcionan néctar y polen a las abejas melíferas, cuándo se producen los flujos de néctar, dónde se ubican los cultivos y qué tan prolíficos son.

Esto también proporciona el tiempo para mover colonias de abejas dentro y fuera de los campos para polinizar varios cultivos de alimentos para los productores. Este conocimiento no solo brinda el tiempo para maximizar la fuerza de las colonias para aprovechar los flujos de néctar, sino que también identifica los momentos en los que habrá escasez de alimentos para las abejas.

 

  • Siempre que sea posible, proporcionar información sobre la apicultura, así como también folletos, comunicados de prensa, entre otros.

 

  • Debido a que existe un gran interés en la apicultura en este momento y el dinero que se ganará. Los principiantes quieren abejas y no hay reinas locales disponibles en este momento, por lo que los apicultores tienen que importar reinas. Lo que podría parecer como un buen negocio, pero eventualmente uno de estos días podría presentarse una nueva enfermedad de las abejas gracias a uno de estos importadores.

 

  • Actuar en calidad de asesores para grupos e individuos que desean promover el cuidado de las abejas.

 

  • Los principiantes en general, felizmente ignoran los problemas y los peligros que rodean a las importaciones, por no mencionar la mezcla de la reserva de genes local con una gran cantidad de subespecies de abejas.

 

  • Intentar trabajar con los apicultores principiantes en lugar del importador. Él es claramente consciente de los riesgos, pero los está tomando de todos modos.

 

  • Proporcionar información sobre dónde se establecen los grupos locales de mejora, para proporcionar información sobre eventos en curso.

 

  • Fomentar el análisis de leyes y reglamentos relacionados a la apicultura y las abejas.

 

  • Brindar educación sobre el mejoramiento de la abeja y concienciar al público de los valores de la abeja.

 

  • Actuar éticamente y basar la toma de decisiones en información científica sólida.

 

  • Favorecer las decisiones y acciones que promoverán el crecimiento a largo plazo y la sostenibilidad de la industria apícola.

Recomendaciones.

La idea principal de un proyecto apícola es supervisar y cuidar una producción de miel que sea orgánica y ecológica, de las colmenas, muchas veces con el objetivo de comercializar la producción para de tal forma abastecer a los consumidores.

Para aquellos que desean instruirse en la labor apícola, deben comenzar por establecer lazos entre el hombre y la abeja, para de esta forma será más ameno el proceso de aprendizaje.

La falta de experiencia con el manejo de abejas no significa que no sea posible aprender mucho trabajando y conversando con otros apicultores, yendo con ellos cuando éstos laboran, de tal manera y se convertirá en una tarea más fácil aplicar todo lo aprendido a su iniciación en el campo apícola.

Siempre teniendo en cuenta algunas sencillas recomendaciones: no es debido ubicar las colmenas en zonas de cultivo en donde se esparcen con frecuencia polvos herbicidas, repelentes o insecticidas que resultan tóxicos para el enjambre. Lo ideal sería que no se ubiquen colmenares adyacentes a la zona, con el propósito de evitar la saturación.

Adicionalmente, debe considerar y respetar los radios apícolas obligatorios, los cuales son de 6 km entre  apiarios, según lo establecido por las reglamentaciones aún vigentes.

Para finalizar, el apiario debe estar ubicad a una distancia prudente de por lo menos 100 m de los lugares usuales de tránsito de personas o animales, para evitar posibles accidentes. Por el mismo motivo es recomendable realizar las actividades apícolas en campos alejados.

Resulta conveniente que el terreno se ubique en una zona alta, puesto que las zonas bajas pueden inundarse con las lluvias, por lo que son peligrosas para la colonia y dificultan el acceso a ella. El apiario deberá localizarse en lugares donde haya sombra.